Blog personal de Alejandro Castroguer

En el blog de Alejandro Castroguer podrás estar al tanto de las noticias que generen las novelas "GLENN" (Premio Jaén de Novela 2015), "LA GUERRA DE LA DOBLE MUERTE", "EL ÚLTIMO REFUGIO" y "EL MANANTIAL", y las antologías "Vintage'62: Marilyn y otros monstruos" y "Vintage'63: J.F.K. y otros monstruos" entre otras. Además, es lugar de encuentro para amantes del cine, la literatura, la buena música y las aventuras del Rey Mono.

lunes, 4 de junio de 2018

VIII Lectura callejera: Racismo, sexismo, especismo


El pasado sábado, 2 de junio, llevé a cabo la octava lectura callejera. Como bien sabéis los que seguís el blog de La Casa Deshabitada, estas lecturas no persiguen otra cosa que hacer visible la literatura en la calle. Es casi más un acto de protesta, personal e intrasferible, que otra cosa; la necesidad de recordarle a la gente que los libros existen, que los novelistas existimos. En ocasiones especiales, las lecturas van mucho más allá del corto alcance de mi propia obra, tal y como hiciera en agosto del año pasado: en aquel entonces la dediqué a protestar contra la barbarie de la tauromaquia. 
Pues bien, este sábado he repetido experiencia. Leí tres poemas, titulados "Ingrávida", "Inviolable" e "Intraducible" en la mísmisima calle Larios. A los pies, figuraban dos folios en los que se leía la siguiente leyenda "RACISMO, SEXISMO, ESPECISMO, TRES DISCRIMINACIONES, TRES INJUSTICIAS", que explica bien a las claras la motivación de este nuevo acto de protesta.

Os dejo unas instantáneas, realizadas por Vanessa Benítez Jaime, a modo de muestra de lo que ocurrió hace ya cuarenta y ocho horas.


De propina, os dejo el texto del segundo poema, el que he dedicado al sexismo. 


INVIOLABLE

El filo de una bomba parte
en dos el horizonte de tu mirada.
Antes de que estalle el puñetazo,
hermana, aprietas los dientes y muges
de dolor anticipado, de miedo. 

Los vecinos oirán tu mansedumbre vacuna,
y, aunque el cerebro gritará a voces
“¡Socorredla!”, agacharán la testuz,
convencidos de que, tal y como reza
el artículo 18 de la Constitución,
el matadero es inviolable”,
y también que, tarde o temprano,
les lloverán los problemas, y
que tronará tu dios-verdugo y
granizará su amabilidad
atómica sobre ellos.
Mejor quedarse quietos. 

El arresto domiciliario al que se te
ha condenado no es más que una prórroga.
Desde la ventana, tras las cortinas,
observas la vida que pasa al otro lado,
en acera ajena.
Cuando ves pastar alegremente
a tus vecinos, te preguntas:
¿No seré yo la culpable?

Terreno devastado, cráteres tumefactos
bajo el sujetador, te preparas para cuando
él regrese a casa y libere la siguiente bomba. 

martes, 22 de mayo de 2018

W.A.M.



"Cuando era joven, e iba de gira por Europa, pensaba que el mundo entero cabía en su piano Anton Walter. Ahora que se muere, demasiado lúcido para ser viejo, en un apartamento de la Rauhensteigasse, sólo piensa en el piano y en su orfandad silenciosa. Y en que es apenas más grande que ese ataúd que no tendrá."

sábado, 19 de mayo de 2018

Negativo, de Antonio Parra



Nacido en 1946, muerto en 2017, ANTONIO PARRA fue poeta, además de periodista. Hombre discreto, como perdido en su aparente insignificancia, trabajó y publicó mucho, tanto en España como en Francia e Italia. Habitual de los recitales de poesía de Málaga, siempre tenía una palabra amable para aquél que se le acercaba. 

En sus poemas, tal y como decía para AforoLibre en 2013, Antonio Parra hablaba de "la fugacidad del tiempo, la pérdida del amor, el recuerdo de las ciudades como añoranza" e intentaba que aflorasen en aquéllos "la belleza y la eterna melancolía". Uno de sus temas recurrentes, el agua: "entendida como río o mar de las muchas ciudades que he vivido."

Antonio Parra
Os dejo hoy este poema de Parra, "Negativo", publicado en el libro "El nombre de la Tierra" por Editorial Renacimiento.

NEGATIVO

Todo cabe en un océano de encajes y dinteles
de noble madera donde ajados sudarios testimonian
una historia que te empeñas en perpetuar. 
Todo cabe tras tantos escalones de ennegrecidos
puentes donde alguien quiso grabar nombres
para la deshilachada madeja de la conmemoración. 
Todo se hace sombra en la selva de tus palacios 
heridos con impulso voraz por los decretos del agua. 
Todo desemboca en un futuro irremediable,
donde la incertidumbre de tu abandono descansa
en el negativo de tu infinita belleza. Todo
se concreta hoy en el agorero, en el delicado 
espejo del agua en la que navegas. 

martes, 1 de mayo de 2018

1984 es ahora


Nuestra vigorosa democracia (ejemplar dirán algunos capitostes) da cobijo, en realidad, a una sociedad enferma donde se manipula vergonzantemente la información, se practica la vigilancia masiva (ya sea callejera o doméstica), y la represión política y social señala a los que deben ser ajusticiados. Por si no fuese bastante, también tenemos el "crimen de pensamiento" y la "neolengua", y ya puestos, pantallas en cada casa desde donde controlarnos minuto a minuto. La policía del Pensamiento se vale de las denuncias, fundadas o no, del vecino para entrar en acción. Todos estamos atados de manos, vigilados hasta el mismísimo extremo del absurdo. George Orwell falló en el cálculo del año, pero no en la esencia de la sociedad que describió en su novela más famosa.

Éste no era el futuro con que había soñado. En cualquier caso, ¡bienvenidos a la democracia más dictatorial de esta parte del siglo XXI! Y es que, 1984 es ahora mismo.

viernes, 27 de abril de 2018

El viejo Greensleeves

Fotografía de Vaneessa Molina Benítez


De repente, la fachada del hospital 
de Santo Tomás verdea de musgo. 
Florecen las piedras achacosas, 
las vidrieras ciegas, las ventanas mudas. 
¡El viejo Greensleeves

Bastan una guitarra tañida con el higado 
y una flauta besada por el viento canoso
de la tarde que muere. 
El edificio rejuvenece, su invierno 
de cinco siglos se llama otra vez primavera. 
La música, de otro tiempo, detiene el paso 
de los viajeros de este otro tiempo, 
justo en el instante en que el sol se transmuta 
en queso y se funde sobre los aleros de los edificios. 
El viejo Greensleeves, que huele y sabe a siglo XVI.

Seguro que has vivido este mismo momento 
en otro espacio, en otro tiempo, 
florecida la muerte de otras piedras, 
otras vidrieras, otras ventanas. 
Pero a fin de cuentas, los mismos 
tres minutos eternos de esta anochecida, 
a la vez virgen y eterna. 
Insomne en su inmencia de sentencia.

Es el murmullo lejano de una vida que late entre grietas. 





martes, 24 de abril de 2018

VII Lectura callejera (Día del Libro)


Ayer, 23 de abril, me eché a la calle para ofrecer a los viandantes la lectura de unos pasajes de mi nueva novela, "Holmes y el caso de los 8 estómagos", publicada por GasMask Editores. Tal y como reza la foto de debajo de estas líneas, mi intención era la de festejar el Día del Libro. 

 
La curiosidad fue mucha, más aún las miradas esquinadas, pero muy pocos se atrevieron a acercarse y preguntar. No diré que es un esfuerzo baldío, pero es casi como nadar a contra corriente en una sociedad y una ciudad (sí, esa Málaga disfrazada de "culta" por mor de sus museos y de su Festival de Cine) a la que la cultura le importalo mismo a que a mí el fútbol o la prensa amarilla. Pero ahí seguiré, a pie de libro, a pie de calle para sacar la literatura de las bibliotecas y las librerías. 




De regalo, os dejo un par de vídeos en que se muestra parte de lo que sucedió ayer en calle Larios. Hasta la próxima lectura callejera.  






Para quienes quieran comprar la novela, aquí dejo el enlace de la web de la editorial: 
http://gasmaskeditores.com/?product=holmes-y-el-caso-de-los-ocho-estomagos-alejandro-castroguer

domingo, 22 de abril de 2018

Júpiter en música

Jean-Baptiste-Antoine Forqueray (1699- 1782): "Júpiter". Interpreta Maurycy Raczyński.


sábado, 21 de abril de 2018

Despertad, compañeras


Dejad de soñar con los ojos abiertos, compañeras. Ese hombre no es Dios, tampoco un sindicalista merino, por mucho que nos regale casa y comida. La prueba de lo que os digo es el silencio de nuestros corderos cuando, según dice, se los lleva de paseo. Despertad y reconoceréis en sus manos a nuestro dueño, y en sus ojos las treinta monedas de plata de Judas Iscariote. Dejad de soñar, compañeras, nos quedan contados los balidos.

Dolly

martes, 17 de abril de 2018

Vanidad de segundo grado

Os dejo este extracto de "La escoba del sistema" de David Foster Wallace, editada en español por Pálido Fuego, donde se explica qué demonios es la vanidad de segundo grado:

"¿Vanidad de segundo grado? (...) ¿Qué es eso?
—Una persona vanidosa de segundo grado es ante todo una persona vanidosa. (...) Una persona vanidosa de segundo grado es una persona vanidosa que también se envanece de aparentar una completa ausencia de vanidad. Que tiene un miedo tremendo a que otras personas la perciban como vanidosa. Una persona vanidosa de segundo grado se dará por enterada de los chistes con retraso para parecer rara y encantadora, pero negará que se dé por enterada de los chistes con retraso. O quizá incluso intentará dar la impresión de que no le parecen divertidos en absoluto. (...) Una persona vanidosa de segundo grado estará lavándose las manos en un baño público y será incapaz de resistir la tentación de contemplarse en el espejo, de escrutrarse a sí misma, aunque fingirá colocarse unas lentillas o sacarse algo del ojo."
 

lunes, 9 de abril de 2018

Epifanía



Os dejo un poema, reflexión, yo qué sé... que podría en un futuro formar parte de un volumen llamado "Maldiciones áulicas". Es muy breve y se llama...

Epifanía

He visto. He comprendido.
Hasta ahora he caminado
gracias al amor de mis dos mujeres.
Con su ayuda me doy a luz.
En breve seré por primera vez
quien nunca debí dejar de ser.
Alargada sombra de hormiga.

domingo, 8 de abril de 2018

Anonymus for the voiceless en Málaga


Hay poco que añadir a lo que ya gritan, en silencio, las imágenes. Silencio, el de los voluntarios vestidos de negro. Silencio, el de los vídeos que mostraban la crueldad de los criaderos industriales y los mataderos españoles. Palabras, la de las muchas conversaciones cruzadas con el numeroso público que se acercó, interesado por el tema. VERDAD, la que Es porque mientras cierras los ojos o miras a otro lado, abres la boca. 

Anonymus for the voiceless en la Plaza de la Constitución: 7 / IV / 2018.


Distrubución de Anonymus for the voiceless en España: 


sábado, 7 de abril de 2018

Más de lo mismo



Érase una vez un circo de animales regentado por monstruos, que vivían del dinero de otros monstruos que pagaban por aplaudir la esclavitud de los animales. Todo muy monstruosamente humano... pero ya se sabe que los monstruos son siempre los que más quieren a sus esclavos.

domingo, 25 de marzo de 2018

Discusión bizantina




¿Leyenda? ¿Invención de algún biógrafo? ¿Sucedió en realidad? Qué más da, el episodio es tan elocuente que poco importa el origen del mismo. Sea como fuere, aquí tenéis esta conversación entre cuatro de los mejores directores de orquesta del siglo XX, Carlo María Giulini, Georg Solti, Leonard Bernstein y Herbert von Karajan, cuatro monstruos sagrados de la música:

—Me ha dicho Dios que soy el mejor director del mundo —dijo en un momento dado Carlo Maria Giulini sin inmutarse.

—Qué raro —respondió Georg Solti—. Precisamente Él se me ha aparecido y me ha asegurado que yo era el número uno porque además de director, soy un excepcional pianista. 

—No lo entiendo —intervino Leonard Bernstein—. Dios me comentó anoche que no había dudas sobre mi hegemonía: soy el mejor director, el mejor pianista, el mejor compositor...

Y, entonces, intervino Herbert von Karajan, que dijo: 

—Amigos míos, no recuerdo haberos dicho nada.


jueves, 22 de marzo de 2018

Re-re-reflexión


A veces me pregunto qué me atrae realmente de la música de Wolfgang Amadeus MOZART, qué la diferencia de la de otros compositores por quienes siento admiración (léase Bach, Beethoven, Brahms, Schubert o Mahler). Tal vez sea porque ejemplifica mejor que ninguna otra la luz en la sombra, Hammershøi en Sol menor, pálido fuego sobre una ventana de cuarterones. Una lágrima sacrificada en un bautizo. O justamente por todo lo contrario, por ser ese borrón de tinta que florece entre ideogramas chinos. Deformidad proporcionada, anomalía hermosa. El Hombre Elefante vestido para ir a la ópera. Esa nube que, en mitad de un verano patricio, busca el eclipse momentáneo. Lo que en otros compositores suena empuje telúrico, desánimo a raudales o arquitectura catedralicia, en Mozart es juego, trabalenguas, caricias en re-re-repetición, una broma casi trá-trá-trágica, o un dra-dra-drama entre carcajadas. Ese desorden que Amadeus calculó hasta la última semicorchea para arrancarnos una sonrisa, o directamente la piel a tiras.  

- - - - - 

A modo de colofón, os dejo el tercer movimiento del Concierto nº 13 para piano del compositor de Salzburgo. En él, además de otras delicadezas, oiréis dos anomalías hermosas, dos lágrimas en mitad de un bautizo: de una parte, entre los minutos 1:12 y 2:18, y de otra, entre los 6:18 y 7:28.