Blog personal de Alejandro Castroguer

En el blog de Alejandro Castroguer podrás estar al tanto de las noticias que generen las novelas "GLENN" (Premio Jaén de Novela 2015), "LA GUERRA DE LA DOBLE MUERTE", "EL ÚLTIMO REFUGIO" y "EL MANANTIAL", y las antologías "Vintage'62: Marilyn y otros monstruos" y "Vintage'63: J.F.K. y otros monstruos" entre otras. Además, es lugar de encuentro para amantes del cine, la literatura, la buena música y las aventuras del Rey Mono.

sábado, 1 de marzo de 2014

Viaje al Oeste: segunda jornada


Como ya dije en la Primera Jornada, esta Segunda contiene Spoliers.

CAPÍTULO III
LOS CUATRO MARES Y LAS MIL MONTAÑAS SE INCLINAN
EN SEÑAL DE SUMISIÓN. LOS NOMBRES DE DIEZ ESPECIES
SON BORRADOS DEL INFIERNO DE LA OSCURIDAD DE LOS NUEVE PLIEGUES


Después de matar al Monstruoso Rey de los Desastres, Wu Kung enseña el arte de la guerra a su pueblo. Arma a sus súbditos en previsión de que suceda algo similar a lo ya acontecido. Después viaja hasta el Palacio del Dragón del Océano Oriental en busca de un arma digna de su importancia. El Dragón le ofrece un tridente de nueve puntas, que pesa más de tres mil seiscientos kilos, y un hacha enorme, de más de siete mil doscientos kilos; ninguna de ellas le convence. Entonces le habla de una pieza de hierro mágico, la que marca la profundidad del Río Celeste, que forma parte del tesoro escondido en el Océano Oriental. Después de adaptarla a su tamaño, la pieza se convierte en una barra de hierro con dos extremos de oro. Su peso, trece mil quinientos kilos.
El Rey Mono pide un traje guerrero acorde a su importancia. El Dragón del Océano Oriental le ofrece unos zapatos para andar por las nubes, una coraza y cota de malla de oro, y un yelmo también de oro.
De regreso a su país, Wu-Kung enseña a sus subditos las maravillas conseguidas. Se organiza entonces un gran banquete, de resultas de lo cual el Rey Mono cae en un profundo sopor. 
Entonces sueña que dos hombres le arrestan. Es conducido a la Región de la Oscuridad, morada de Yama, Rey de la Muerte. De inmediato se libera y destruye con la barra todo cuanto encuentra a su paso. Alarmados, acuden al lugar los Diez Reyes del Mundo Inferior, los Emperadores de la Oscuridad. A saber, el Rey Chin-Kuang, el Reydel Río de los Orígenes del que todo surgió, el Rey del Imperio de los Sung, el Rey de los Espíritus Vengadores, el Rey Yama, el Rey de los Rasgos Idénticos, el Rey del Monte Tai, el Rey de los Mercados de la Ciudad, el Rey del cambio Total y el el Rey de la Rueda-que-no-cesa-de-girar. Wu-Kung se queja de su arresto. En respuesta, los Diez Reyes le dicen que tal vez lo han confundido con otro. Acto seguido exige que se le enseñe el registro de defunciones y nacimientos. Allí encuentra su registro: Mono de piedra engendrado por el Cielo. Edad: trescientos cuarenta y dos años. El Rey Mono borra su nombre del registro, y por añadidura el de todos los monos que puede. En ese momento, despierta del sueño.
El Rey Dragón del Océano Oriental pide audiencia ante el Venarable Sabio Celeste, el Emperador de Jade del Dignísimo Deva. El Dragón se queja del comportamiento del Rey Mono. Se establece un plan: para atraerlo al Cielo, se ofrece a Wu-Kung un cargo; así podrán registrarlo de nuevo.



CAPÍTULO IV
¿CÓMO PODÍA SENTIRSE SATISFECHO DE SU NOMBRAMENTO
COMO PI-MA? SU DESCONTENTO, A PESAR DE SER CONOCIDO
COMO EL SOSIA DEL CIELO


La Estrella de Oro del Planeta Venus y Wu-Kung van al cielo. Se le ofrece el puesto de cuidador de las caballerizas reales (atentos a la lista de caballos que existieron y fueron famosos miles de años antes de Cristo), trabajo que en un prinicipio realiza con entusiasmo. Tiempo después, al enterarse casualmente que su cargo carece del más mínimo valor, ataca a quienes le rodean y regresa a su reino. A modo de desafío al Cielo, se autoproclama Gran Sabio, Sosia del Cielo.
El Emperador de Jade, al enterarse de lo sucedido con Wu-Kung, envía a Devaraja Li-Ching y al Príncipe Nata a arrestar al mono.  Una vez a las puertas de la Caverna de la Cortina de Agua, Li-Ching, valiéndose de su hacha, se enfrenta al Rey Mono: en seguida se percata del enorme poderío de éste y huye. Será entonces el Príncipe Nata quien luche contra Wu-Kung.
Durante el enfrentamiento, Nata se transforma en un personaje de tres cabezas y seis brazos, armados con espadas, cimitarras, látigos... Wu-Kung le imita y se transforma en un personaje de tres cabezas y seis brazos, armados con tres barras idénticas. Nata resulta vencido por el Mono. 
Producto de todo ello, el Emperador de Jade decide otorgarle el rango que Wu-Kung elegió: Gran Sabio Sosia del Cielo. La Estrella de Oro del Planeta Venus es la encargada de hacerle llegar la noticia. El Rey Mono es recibido en el cielo y nombrado Gran Sabio. Se le construye un palacio a la derecha del Jardín de los Melocotones Inmortales.



CAPÍTULO V
AL ROBAR EL ELIXIR, EL GRAN SABIO ENTORPECE LA CELEBRACIÓN
DEL FESTIVAL DEL MELOCOTÓN. MUCHOS DIOSES TRATAN DE
ATRAPAR AL MOSNTRUO REBELDE DEL CIELO

El inmortal Hsu Chin-Yang pide al Emperador de Jade que imponga alguna responsabilidad a Wu-Kung, pues éste se muestra ocioso en exceso. El Rey Mono se encargará del Jardín de los Melocotones Inmortales. 
A raíz de la visita que realizan las doncelas de Reina Madre al jardín, Wu-Kung se entera que se va a celebrar un festival y que nadie le ha invitado. Es por ello que decide comer y beber a su antojo, contraviniendo todas las normas. Luego se marcha a su Reino.
La noticia de tal comportamiento llega al Emperardor de Jade. Enfurecido éste, envía a un gran ejército para arrestar al díscolo. El primer día habrá una gran batalla entre las torpas celestes y los súbditos del Rey Mono. 



CAPÍTULO VI
KWANG-ING, INVITADA DE HONOR AL BANQUETE, SE INTERESA
POR LO SUCEDIDO. HACIENDO USO DE SU PODER, EL PEQUEÑO
SABIO DOMINA AL GRAN SABIO

La Bodhisattiva Kwang-Ing, invitada por la Reina Madre, se interesa por lo sucedido. Envía a su discípulo Huei-An al lugar de la batalla que tiene lugar a las puertas del reino de Wu-Kung. Se enfrenta al Rey Mono y pierde.
Entonces se solicita ayuda a Er-Lang, el Maestro Inmortal de la Sagacidad Absoluta, que corre a luchar contra el Rey Mono. Es Er-Lang el primero que ponga en un apuro al mono. Para escapar, Wu-Kung se irá transformando en gorrión, pez, templo e incluso en su propio rival. Sin embargo el enfrentamiento se decantará en su contra cuando Lao-Tse, de visita al lugar de la contienda, arroje un brazal contra él. Es entonces cuando el Rey Mono es finalmente arrestado.


Algo de música para hacer más agradable el camino.





No hay comentarios:

Publicar un comentario